Seguridad digital y algoritmos de contraseña de un solo uso

Seguridad digital y algoritmos de contraseña de un solo uso

Nataliya Oteir Leer 25 minutos

En un sistema informático, no se puede exagerar la necesidad de seguridad digital. Un aspecto esencial de la seguridad digital es el uso de algoritmos de autenticación y códigos de autorización. Las brechas de ciberseguridad pueden causar importantes pérdidas financieras y robos de identidad, por lo que es necesario implementar fuertes medidas de seguridad para salvaguardar los activos digitales.

Esta guía se centra en métodos de autenticación abierta (OATH) como OTP, TOTP, HOTP y autenticación multifactor (MFA). Exploraremos las diferencias entre estos métodos y cómo ayudan a asegurar un sistema informático.

Introducción a los métodos de autenticación

El proceso de verificación de la identidad de un usuario o entidad se denomina autenticación. Es un elemento crucial en la seguridad digital que garantiza el acceso autorizado a información o recursos sensibles. Existen diferentes tipos de métodos de autenticación disponibles, incluyendo la autenticación de un solo factor, la autenticación de dos factores y la autenticación multifactor.

Autenticación de factor único, como la autenticación basada en contraseña, es el método más común de autenticación. En este método, los usuarios proporcionan una combinación única de nombre de usuario y contraseña para acceder a un sistema o red. Sin embargo, este método es vulnerable a brechas de seguridad si la contraseña es débil o si es robada o hackeada.

Para hacer frente a las limitaciones de la autenticación de un solo factor, se ha desarrollado la autenticación fuerte, también conocida como autenticación de dos factores. Este enfoque implica el uso de factores de autenticación adicionales, como una contraseña de un solo uso (OTP) generada dinámicamente, OTP basada en tiempo (TOTP) u OTP basada en HMAC (HOTP), que proporcionan una capa adicional de seguridad. Estos métodos generan automáticamente contraseñas para autenticar a los usuarios, lo que dificulta a los atacantes el acceso no autorizado.

Autenticación multifactor (MFA) es otro método de autenticación que utiliza una combinación de dos o más factores de autenticación, como una contraseña, un escáner de huellas dactilares o un escáner de reconocimiento facial, para proporcionar una capa adicional de seguridad. Este método es más seguro que la autenticación de un solo factor y la autenticación de dos factores porque requiere múltiples pruebas para verificar la identidad del usuario, lo que hace más difícil que los atacantes obtengan acceso no autorizado.

En resumen, todos estos métodos de autenticación tienen como objetivo proporcionar experiencias de usuario seguras en sistemas informáticos y seguridad digital. Sin embargo, cada método tiene sus propias fortalezas y debilidades, y las organizaciones deben evaluar cuidadosamente sus necesidades y riesgos de seguridad para determinar el método de autenticación más apropiado a utilizar.

Contraseña de un solo uso (OTP)

¿Qué es una OTP?

Una OTP es una contraseña válida para una sola sesión de inicio de sesión o transacción, en un sistema informático u otro dispositivo digital. Suele ser generada automáticamente por un servidor de autenticación y enviada al usuario por SMS o correo electrónico. El usuario introduce entonces la OTP en la página de inicio de sesión para acceder al sistema o completar la transacción.

La OTP es un hash criptográfico, lo que significa que se genera mediante un algoritmo matemático que toma como entradas un nombre de usuario, una clave secreta y la hora actual. A continuación, el algoritmo genera una contraseña única que sólo es válida para una sesión o transacción.

Tipos de OTP

Existen dos tipos principales de OTP:

1. OTP basada en el tiempo (TOTP)

2. OTP basada en HMAC (HOTP)

    ¿Qué es TOTP?

    TOTP son las siglas de Time-based One-Time Password. Es un tipo de OTP que genera una contraseña temporal de un solo uso basada en la hora actual y una función hash criptográfica. Esta contraseña sólo es válida durante un breve periodo de tiempo, normalmente 30 segundos, tras el cual deja de ser válida y se genera una nueva TOTP. Dado que el código sólo es válido durante un breve periodo, no puede volver a utilizarse si es interceptado por un hacker.

    La principal diferencia entre OTP y TOTP es que OTP es una contraseña estática que es válida para una única sesión de inicio de sesión, mientras que TOTP es una contraseña dinámica que cambia cada 30 segundos. Las OTP pueden ser vulnerables a ataques de repetición, en los que un hacker intercepta la contraseña y la reutiliza posteriormente. TOTP elimina esta vulnerabilidad asegurando que cada contraseña es única y sólo válida durante un corto periodo de tiempo.

    TOTP se genera mediante una aplicación de software en el smartphone o el ordenador del usuario. El algoritmo TOTP se utiliza a menudo en conjunción con una app de autenticación, como Google Authenticator o Authy.

    ¿Qué es HOTP?

    HOTP son las siglas de HMAC-based One-Time Password (contraseña de un solo uso basada en HMAC). Es un tipo de OTP que genera una contraseña única cada vez que un usuario inicia sesión, lo que hace que sea más difícil para los atacantes obtener acceso no autorizado. La contraseña generada por HOTP sólo es válida una vez y no se puede volver a utilizar, lo que proporciona un mayor nivel de seguridad para la cuenta del usuario.

    OTP y HOTP son ambos tipos de contraseñas de un solo uso, pero hay una diferencia clave entre los dos. Las OTP se generan mediante un algoritmo que combina una clave secreta y un valor aleatorio. El resultado es una contraseña única que sólo puede utilizarse una vez. En cambio, HOTP utiliza un contador que se incrementa con cada uso de la contraseña. Esto crea una secuencia de contraseñas únicas que son más difíciles de predecir o reutilizar.

    Casos de uso y ejemplos de OTP

    OTP se utiliza en sistemas de autenticación de dos factores (2FA) y autenticación de factor único (SFA). En un sistema 2FA, el usuario debe proporcionar dos formas de autenticación: algo que sabe (como una contraseña) y algo que tiene (como un dispositivo móvil para recibir OTPs). En un sistema SFA, el usuario sólo necesita proporcionar la OTP como forma de autenticación. La OTP también se utiliza en los mecanismos de inicio de sesión de transacciones y sesiones de inicio de sesión, en los que el usuario debe proporcionar una nueva contraseña para cada sesión o transacción. Esto evita la reutilización de contraseñas antiguas, que puede suponer un riesgo para la seguridad.

    OTP se utiliza habitualmente en situaciones en las que se requiere una capa adicional de seguridad, como:

      • Banca en línea: Los bancos utilizan OTP para autenticar la identidad del usuario cuando inicia sesión en su cuenta o realiza una transacción.
      • Comercio electrónico: Los comercios en línea utilizan la OTP para verificar la identidad del cliente cuando realiza una compra o introduce información confidencial, como los datos de su tarjeta de crédito.
      • Acceso remoto: Las empresas utilizan OTP para autenticar la identidad de los empleados que necesitan acceder a datos o sistemas confidenciales desde ubicaciones remotas.
      • Sanidad: Los proveedores sanitarios utilizan OTP para proteger los historiales médicos electrónicos y garantizar que sólo el personal autorizado tiene acceso a la información del paciente.

      Beneficios de las OTP

      • Mayor seguridad: OTP proporciona una capa adicional de seguridad, haciendo más difícil que usuarios no autorizados accedan a información sensible.
      • Experiencia de usuario mejorada: OTP elimina la necesidad de que los usuarios recuerden contraseñas complejas o las almacenen en lugares inseguros. Esto hace que el proceso de inicio de sesión sea más sencillo y cómodo para los usuarios.
      • Reducción del riesgo de fraude: OTP garantiza que cada intento de inicio de sesión sea único, evitando que los hackers reutilicen credenciales robadas.
      • Solución rentable: Implementar OTP puede ser una solución asequible para las empresas que buscan mejorar sus medidas de seguridad, ya que no requiere costosas instalaciones de hardware o software.

    Desventajas de las OTP

    Aunque la OTP es un método de autenticación seguro, tiene algunas desventajas. Una de las principales desventajas de OTP es que puede ser vulnerable a ataques distribuidos de denegación de servicio (DDoS). Los piratas informáticos pueden inundar el servidor de autenticación con solicitudes de inicio de sesión, saturando el sistema y provocando su caída. Esto puede provocar la denegación de acceso a los usuarios legítimos e interrumpir el funcionamiento normal de la empresa. Además, si se pierde o roban el token OTP o el dispositivo, puede ser difícil de revocar y puede requerir recursos adicionales para su gestión. Por último, algunos usuarios pueden considerar que el paso adicional de introducir un código OTP es incómodo o requiere mucho tiempo, lo que provoca frustración y una disminución de la productividad.

    Resumen sobre las OTP

    En resumen, las OTPs son un método de autenticación muy utilizado en seguridad digital. Proporcionan una capa adicional de seguridad para protegerse de ciberataques como el phishing y la suplantación de credenciales. Las OTP pueden adoptar diferentes formas, como TOTP, HOTP y OTP basadas en SMS, cada una con sus ventajas e inconvenientes. Sin embargo, el uso de OTPs no es una bala de plata y debe utilizarse en combinación con otras medidas de seguridad como la autenticación de dos factores, el inicio de sesión único y el cifrado para proporcionar una protección completa contra las amenazas cibernéticas.

    Autenticación multifactor (AMF)

    ¿Qué es la autenticación multifactor?

    La autenticación multifactor es un mecanismo de seguridad que requiere que los usuarios proporcionen más de una forma de autenticación para acceder a un sistema o aplicación. El objetivo de la AMF es dificultar el acceso de usuarios no autorizados a la cuenta de un usuario, aunque conozcan la contraseña.

    Una de las principales diferencias entre las OTP y la AMF es el número de factores utilizados para la autenticación. Las OTP se basan en un único factor, normalmente una contraseña que es válida para una única sesión de inicio de sesión o transacción. La AMF, en cambio, requiere al menos dos factores para autenticar la identidad de un usuario. Estos factores pueden incluir algo que el usuario conoce, como una contraseña o un PIN, algo que tiene, como un smartphone o un token, o algo que es, como una huella dactilar o el reconocimiento facial.

    La AMF funciona exigiendo a los usuarios que proporcionen formas adicionales de identificación antes de acceder a sus cuentas. Esto puede incluir factores biométricos, como huellas dactilares o reconocimiento facial, factores de hardware, como tarjetas inteligentes o tokens de seguridad, o factores de software, como OTP (contraseñas de un solo uso) enviadas por SMS o generadas por una app.

    Una vez que el usuario introduce su nombre de usuario y contraseña, se le pedirá que proporcione uno o más de estos factores adicionales. Por ejemplo, se puede pedir al usuario que escanee su huella dactilar o que introduzca un código desde una aplicación de autenticación en su smartphone. MFA reduce el riesgo de acceso no autorizado y refuerza la seguridad del proceso de autenticación.

    Tipos de MFA

    Existen varios tipos de MFA, entre los que se incluyen:

    • Autenticación basada en SMS: Este método consiste en enviar una contraseña de un solo uso al dispositivo móvil del usuario a través de SMS. A continuación, el usuario introduce esta contraseña para completar el proceso de inicio de sesión.
    • Autenticación basada en software: Este método utiliza una aplicación de software instalada en el smartphone o el ordenador del usuario para generar una contraseña de un solo uso.
    • Autenticación basada en hardware: Este método utiliza dispositivos físicos como fichas, tarjetas inteligentes o unidades USB para generar contraseñas de un solo uso.
    • Autenticación biométrica: Este método utiliza características físicas como huellas dactilares, reconocimiento facial o reconocimiento de voz para autenticar a un usuario.

    Casos de uso y ejemplos

    La AMF se utiliza en diversos sectores, como la sanidad, las finanzas, la administración pública y la educación. Algunos ejemplos de cómo se utiliza la AMF en la seguridad digital incluyen:

    • Banca en línea: Al requerir un segundo factor de autenticación, como una contraseña de un solo uso enviada por SMS o generada por una app, los bancos pueden garantizar que solo los usuarios autorizados tengan acceso a información financiera sensible.
    • Comercio electrónico: Los comercios pueden verificar que la persona que realiza la compra es el titular legítimo de la tarjeta exigiendo un segundo factor de autenticación, como un escáner biométrico o un código de un solo uso enviado a un dispositivo móvil.
    • Trabajo a distancia: Las empresas utilizan OTP para autenticar la identidad de los empleados que necesitan acceder a datos o sistemas sensibles desde ubicaciones remotas evitando el acceso no autorizado a datos corporativos.
    • Servicios en la nube: Los servicios en la nube como Google Cloud, Amazon Web Services y Microsoft Azure ofrecen opciones de MFA para ayudar a proteger los datos confidenciales almacenados en la nube, evitando el acceso no autorizado y las violaciones de datos.

    Ventajas de MFA sobre OTP:

    • Seguridad mejorada: MFA ofrece una capa adicional de seguridad en comparación con OTP. OTP sólo requiere un factor de autenticación, mientras que MFA requiere al menos dos factores. Esto significa que incluso si un atacante obtiene la contraseña de un usuario, aún necesita proporcionar factores de autenticación adicionales para acceder a información sensible.
    • Flexibilidad: La AMF permite una mayor flexibilidad en los métodos de autenticación. La OTP suele limitarse a un código de un solo uso enviado por SMS o generado por una aplicación, mientras que la AMF puede incluir autenticación biométrica, como huellas dactilares o reconocimiento facial, así como tokens de hardware o tarjetas inteligentes.
    • Conformidad: La AMF suele ser necesaria para cumplir las normativas del sector, como la HIPAA para la atención sanitaria o la PCI DSS para el procesamiento de pagos. No implantar la AMF puede acarrear cuantiosas multas y repercusiones legales.

    Desventajas de MFA en comparación con OTP:

    • Coste: MFA puede ser más caro de implementar que OTP, especialmente para pequeñas empresas u organizaciones. La MFA puede requerir tokens de hardware o tarjetas inteligentes, cuya adquisición y distribución a todos los usuarios puede resultar costosa.
    • Complejidad: La MFA puede ser más compleja de implementar y gestionar que la OTP. Requiere infraestructura adicional, como servidores de autenticación, y puede requerir conocimientos especializados para su configuración y mantenimiento.
    • Resistencia del usuario: Algunos usuarios pueden resistirse a la AMF debido a los pasos adicionales necesarios para la autenticación o a la preocupación por la privacidad de los datos biométricos. Esto puede provocar frustración y una disminución de la productividad.

    Resumen sobre MFA

    La seguridad digital es ahora más crítica que nunca, y la autenticación multifactor es un componente esencial para proteger los datos sensibles. Al requerir métodos de autenticación adicionales, la AMF proporciona una capa adicional de protección contra los ataques, lo que hace mucho más difícil que los usuarios no autorizados obtengan acceso. Es crucial comprender la importancia de la AMF y los distintos factores de autenticación para tomar decisiones informadas a la hora de proteger los activos digitales. Las soluciones conformes con OATH se han convertido en el estándar para la AMF, y las organizaciones deberían considerar la adopción de este tipo de soluciones para garantizar una autenticación segura.

    ¿Cuál es el método de autenticación más utilizado por nuestros clientes?

    Basándonos en nuestro análisis de las preferencias de autenticación de los clientes, hemos descubierto que la mayoría prefiere la autenticación multifactor (MFA) a las contraseñas de un solo uso (OTP). Esta preferencia puede atribuirse a factores como el nivel de seguridad requerido, la facilidad de uso y los requisitos de conformidad.

    Muchos de nuestros clientes operan en sectores muy regulados que exigen un estricto cumplimiento de las normas de seguridad. En estos casos, la AMF proporciona una capa adicional de seguridad que cumple las normas exigidas. A pesar de consumir más tiempo que las OTP, MFA ofrece una experiencia más segura y fluida para los usuarios.

    Combinar el inicio de sesión único (SSO) y el protocolo seguro de transferencia de archivos (sFTP) o FTP sobre SSL/TLS (FTPs) con la AMF puede mejorar la seguridad de los sistemas digitales. El SSO simplifica el proceso de inicio de sesión al permitir a los usuarios acceder a varios sistemas con un único conjunto de credenciales. Al combinar SSO con MFA, se proporciona una capa adicional de seguridad para cumplir con los estándares requeridos.

    FTP seguro, como sFTP o FTPs, es útil para transferir archivos entre sistemas de forma segura. Sin embargo, sin los controles de acceso adecuados, puede suponer un riesgo para la seguridad. Para limitar el riesgo de acceso no autorizado o de fuga de datos, se recomienda implementar OTPs o MFA para la autenticación de sFTP o FTPs.

    Además, muchos de nuestros clientes valoran la facilidad de uso y la experiencia del usuario. Aunque MFA puede llevar más tiempo que OTP, ofrece una experiencia más fluida y segura para los usuarios. Nuestros clientes reconocen la importancia de equilibrar la seguridad y la facilidad de uso, y MFA les permite hacerlo con eficacia.

    Conclusión

    En conclusión, las contraseñas de un solo uso y otros algoritmos de autenticación son herramientas esenciales para garantizar la seguridad digital. Como hemos visto, existen varios tipos de algoritmos de contraseñas de un solo uso, cada uno de ellos con sus propias fortalezas y debilidades.

    Es importante elegir el método de autenticación adecuado para tus necesidades, teniendo en cuenta el nivel de seguridad requerido y la facilidad de uso para tus usuarios. Aunque la autenticación de dos factores es una opción muy popular, existen otros métodos disponibles, como la autenticación multifactor y la autenticación biométrica.

    Tampoco hay que subestimar los riesgos de los ataques DDoS, ya que pueden causar daños importantes a una empresa u organización. Es crucial mantenerse alerta y tomar medidas para prevenir estos ataques, como la implementación de cortafuegos, equilibradores de carga y redes de distribución de contenidos.

    En INTROSERV, ofrecemos una variedad de soluciones de seguridad digital, incluyendo servidores dedicados, en la nube y virtuales privados con hardware de primera calidad y múltiples opciones de seguridad. Nuestro Acuerdo de Nivel de Servicio líder en la industria y la garantía de alto tiempo de actividad aseguran que nuestros clientes reciban el mejor soporte y servicio al cliente disponible 24/7.

    Al elegir INTROSERV para sus necesidades de seguridad digital, puede tener la tranquilidad de saber que sus datos y sistemas están seguros y protegidos. Póngase en contacto con nosotros hoy mismo para obtener más información sobre nuestros servicios y cómo podemos ayudar a su empresa a mantenerse a salvo en el mundo digital.

    DedicServerEN

    How useful was this post?

    Click on a star to rate it!
    Рейтинг: 0/5 - 0 голосов